El resfriado en perros

¡Hace un frío que pela! Y yo estoy resfriada.

Y como llevo varios días en la cama con fiebre y Blondi, como siempre, acompañándome hasta que se me pase, se me han venido a la cabeza muchas cosas, como por ejemplo:

  • Con el gripazo que tengo, ¿se lo puedo contagiar a ella?
  • Y si ella estuviera mala, ¿me lo podría pegar a mí?
  • ¿Cómo puedo averiguar si mi perro está resfriado?
  • ¿Cuál es el tratamiento para que se recuperen lo antes posible?

¡Vamos a ello!

Lo primero de todo es saber que el resfriado en los perros es una enfermedad muy común y más durante estos meses donde ellos también experimentan cambios muy bruscos de temperatura o están en contacto con otros perros contagiados y ellos ya sabéis que no son nada escrupulosos por lo que es muy fácil que se traspasen esta enfermedad entre unos y otros.

Para detectar si nuestro perro tiene un resfriado notaremos que estornuda a menudo, que tiene mocos, ojos llorosos, come menos, duerme más, está más triste y en los casos más graves puede tener algunas décimas de fiebre.

Y tal y como sucede en nosotros es una enfermedad en la que necesitamos mucho reposo y de la que nos recuperamos sólos aunque para sobrellevarlo mejor hay que dejarles siempre en un sitio calentito y asegurarnos de que no está mojado (sobre todo si le hemos sacado a la calle lloviendo), evitar salir a pasear durante las horas más frías, animarles a que beban mucha agua y mucha tranquilidad y mimos.

Y si queréis conocer si es posible contagiar a nuestro perro ¡no te pierdas el vídeo donde os explico todo!

Deja un comentario